jueves, 21 de julio de 2016

MAGIS 2016: JUEVES, 21 DE JULIO Lema: GRATITUD


BIBLIA

Regresó con ellos a Nazaret y siguió bajo su autoridad. Su madre guardaba todas estas cosas en su corazón. Jesús crecía en sabiduría, estatura y gracia ante Dios y ante los hombres. (Lc 2,51-52)

ORACIÓN

GRACIA
Encomiéndate a Jesús y pídele que te enseñe a vivir con agradecimiento por tu vida y por la gente que te encuentras.

MEDITACIÓN
1. Crecimiento. Se da en las relaciones con su madre, José, su gente y su Padre (oración)… Palabras, silencio, gestos, trabajo, descanso, juegos, comidas, visitas a la sinagoga… La vida cotidiana va formando al joven Jesús. La influencia de este ambiente cotidiano, y de sus padres, se haría notar en su vida pública posterior. ¿Qué es lo que más te llama la atención de la vida oculta de Jesús? Piénsalo en un momento de pausa.

2. Fue obediente. 
En el templo Jesús muestra quién es su Padre; sin embargo, vuelve con sus padres a Nazaret y les es obediente. Por un lado, muestra cierta distancia frente a sus padres; por otro, acepta que está creciendo. José y María son sus padres y se dedican a criarlo. ¿Cómo te sitúas tú en relación de distancia con tus padres? ¿Cómo lo estás viviendo?

3. Recuerdos.
 María guardó en su corazón distintos recuerdos de la vida de su Hijo. También tú guardas tus recuerdos de gentes y situaciones importantes. Haz memoria de los más importantes. ¿Con qué ánimo te dejan? Da gracias a Dios si son positivos; si son negativos, pídele que te conceda la gracia de la sanación, del perdón, del amor… Imagina a Jesús como tu compañero con quien puedes compartir tus sentimientos.

ENFOQUE DEL DÍA

Presta hoy atención a la presencia de otras personas cercanas a tu vida, pasada y presente, y da gracias a Dios. Muestra tu gratitud a la gente que te rodea, incluso por los más sencillos gestos de amabilidad. Sé consciente del uso que haces de la palabra gracias al dirigirte a Dios y a la gente.

PAPA FRANCISCO

«El mensaje de la Divina Misericordia constituye un programa de vida muy concreto y exigente, pues implica las obras. Una de las obras de misericordia más evidente, pero quizás más difícil de poner en práctica, es la de perdonar a quien te ha ofendido, quien te ha hecho daño, quien consideramos un enemigo.»

MAGIS