sábado, 12 de agosto de 2017

PUERTO MONTT: SECUNDARIOS: Eucaristía hoy a las 19 horas

La imagen puede contener: texto


La imagen puede contener: 8 personas, personas sonriendo, personas sentadas e interior

Ayer con el Consejo Regional

SANTIAGO: JOVENES: II° Jornada de Incorporación. Hoy a partir de las 15.30 horas

La imagen puede contener: una o varias personas, personas sentadas, exterior y naturaleza

De 15.30 a 18.30 horas
Casa CVX
María Luisa Santander 0290, Providencia

Con mucho ánimo de comenzar nuestro segundo semestre de actividades, los queremos invitar a CASA CVX a seguir profundizando en el estilo de vida CVX desde la etapa universitaria y reencontrarnos en nuestra II° Jornada de Incorporación. 


La actividad es para TODOS quienes participaron de nuestra primera jornada, tengan comunidad o aún no. Todos son bienvenidos. El objetivo es aprovechar cada encuentro para conocernos y dar la oportunidad de compartir la vida con otros. Además, esta será una de las últimas jornadas del año para que comiencen su proceso comunitario dentro de CVXj y donde esperamos realizar la designación de acompañantes de algunas comunidades. 

Así que los esperamos a todos en esta II° Jornada el Sábado 12 de Agosto a las 15.30 horas en Casa CVX (María Luisa Santander 290, Providencia) Cualquier consulta no duden en escribirnos. 

¡LOS ESPERAMOS!
Atte. Equipo de Incorporación CVXj 2017

VALPARAÍSO: CELEBRACIÓN DÍA NACIONAL DE LA CVX. AYER VELA DE ARMAS

La imagen puede contener: una o varias personas y texto

En este Agosto, mes de San Alberto Hurtado SJ, patrón de la CVX en Chile, celebraremos nuestro día nacional con la tradicional Eucaristía y Toma de Compromisos temporales y permanentes, que será presidida este sábado 12 de Agosto por Ismael Aracena SJ, asesor nacional de la CVX en Chile, instancia que prepararon, anoche, comunitariamente con la Vela de Armas 2017. 

La imagen puede contener: tabla, noche, fuego e interior

Anoche frente a la Virgen de Montserrat, como Ignacio hace casi 500 años.

viernes, 28 de julio de 2017

CHILE: Celebración del día de San Ignacio en regiones



A continuación les dejamos el horario y ubicación de las misas que se celebrarán por el día de San Ignacio en las diferentes ciudades del país:
Arica
Domingo 30 de julio a las 20:00 hrs. en la Parroquia Nuestra Señora del Carmen, ubicada en Av. Tucapel 2518. La Eucaristía será presidida por el obispo Moisés Atisha.
Antofagasta
Domingo 30 de julio a las 11:00 hrs. en la capilla del Colegio San Luis, ubicado en Baquedano 855.
Valparaíso
Domingo 30 de julio a las 12:00 hrs. en la capilla de la Casa de Ejercicios, ubicada en la calle Eusebio Lillo 447. Organiza la Red Apostólica Ignaciana (RAI).
Padre Hurtado
Domingo 30 de julio a las 11:30 hrs. en la Parroquia San Ignacio, ubicada en camino San Alberto Hurtado 2138.
Además, durante todo el mes los equipos pastorales y capillas de la Parroquia hacen diversas actividades, desde carros alegóricos y ver una película con sentido, hasta la visita a hogares de ancianos y salidas por la noche buscando y sirviendo al Cristo de la calle.

Concepción
Domingo 30 de julio a las 11:30 hrs. en el Colegio San Ignacio, ubicado en la calle Los Batros 2350 en San Pedro de la Paz. La misa la preside Monseñor Fernando Chomalí. Organiza la Red Apostólica Ignaciana (RAI).
Tirúa
Lunes 31 de julio a las 18:00 hrs. en la capilla Nuestra Señora de Lourdes. En esta ocasión, los animadores de la comunidad cristiana renovarán su servicio.
Osorno
Domingo 6 de agosto a las 11:30 hrs. en las dependencias del Colegio San Mateo será la celebración central con los amigos, colaboradores y miembros de la Red Ignaciana de la ciudad.
La Eucaristía para la comunidad escolar del Colegio San Mateo será el miércoles 2 de agosto durante la mañana.

Puerto Montt
Domingo 30 de julio a las 19:30 hrs. en la Iglesia San José de los padres Jesuitas, ubicada en el centro de la ciudad. Organiza la Red Apostólica Ignaciana (RAI).
Jesuitas

Modernidad y tradición ignaciana (I) por Juan Antonio Senent


UN Peace window by Chagall

Augusto Hortal recordaba cómo el fundamentalismo comenzó siendo una respuesta de algunas tradiciones religiosas occidentales ante la erosión de su mundo por el avance de cierta modernidad. Sin embargo, caben otras posibilidades de reacción que no sean acríticas, dogmáticas o que conduzcan incluso a la violencia. De hecho, los sujetos que se sitúan en las tradiciones religiosas pueden compartir un diagnóstico con otros sobre los desafíos o las carencias antropológicas de cierto desarrollo cultural moderno. Y a su vez, tratar de contribuir al enfrentar esas carencias desde sus propias tradiciones de modo razonable, pacífico y convivencial.

Situación y problema de partida

El diagnóstico del que partimos, y al que otros antes han llegado, es que esta­mos en una crisis civilizatoria que convoca nuestra responsabilidad para tratar recrear otras matrices culturales que enfren­ten o traten de en­frentar los déficits actuales de la civilización hegemónica globa­li­zada.
Así, entre estas notas, que constatan la in­digencia que acarrea la misma testificando la radical soledad del ser humano, su despliegue histórico desde la voluntad de poder y la “superación” de la soli­da­ri­dad (Nietzsche), su dislocación en el seno de la realidad cosmológica o natural (Des­car­tes), la ausencia de fundamento de la existencia humana (Heidegger), el des­en­­can­ta­miento ante lo real (Weber) o la falta de sentido de las orientaciones y de­ter­minaciones éticas o axiológicas (Kelsen).
El mundo moderno, considerado en cuanto a la dirección principal del proceso sociohistórico de los últimos cinco siglos que emerge desde Eu­ro­pa y se va proyectando por el globo, genera unas debilidades o incluso cierres que cons­ti­­tu­yen las fronteras en las que trabajar.

Fronteras de la modernidad

Visto este proceso desde nuestra altura his­tórica podemos avanzar una síntesis.
En primer lugar, alza la frontera de la trascendencia. Se termina absoluti­zan­­do el horizonte humano. El ser humano no puede sino afirmar su sole­dad y su des­arraigo. La dimensión de la religación a lo real es opacada. Las formas de inter­conexión son marginadas. Los caminos de la trascendencia o religiosos no son transitables.
En segundo lugar, alza la frontera de los otros. La modernidad afirma un úni­co modo de humanización, no ya para su sociedad matriz, sino como destino universal. La diferencia cultural no es sino algo a superar. Los individuos, blo­ques, se justifican en función de unos criterios normativos que tienen una vali­dez sólo ante su propio cuerpo social, aunque se enuncien bajo una forma universal. Los que se sitúan fuera de los círculos de inclusión y per­tinencia no impugnan la universalidad de su justificación. En la exterioridad de sus fronteras sociales y políticas se reconoce el reverso colonial, o de negación de la humanidad de los otros, de la modernidad hegemónica.
En tercer lugar, alza la frontera de lo otro del sujeto. El cuerpo, la naturaleza, es una frontera para el ser humano que tiene superar por el conocimiento y la do­­minación. Así, la dirección del estar humano en lo real, potencia la actividad sobre la pasividad. La proyección sobre la interdependencia. La manipulación o ex­plotación sobre el respeto y la escucha de lo otro. La naturaleza es recurso, no aquello que también nos constituye y somos.
Desde la formulación a par­tir de los análisis de Ignacio Ellacuría (1930-1989) en el seno del Equipo Je­sui­ta Latinoamericano de Reflexión Filosófica, podemos decir que:
La línea hegemónica que la Modernidad globalizada ha producido implica una ruptura de las relaciones humanizadoras y fundantes de los individuos-grupos-instituciones frente a los otros, la naturaleza y Dios.
En palabras de Ellacuría, “[e]ste horizonte cultural dominante, cuya matriz ex­plicativa se encuentra en la Ilustración, debe ser juzgado desde sus efectos ne­ga­­­tivos: Masa de personas excedentes, naturaleza saqueada y destruida, Dios fun­­cionalizado… Y de un modo global, ruptura de relaciones humanizadoras y fundantes”.

Reconstruyendo puentes

Esta situación tanto de indigencia como de necesidad de reconstrucción de la marcha de la humanidad en sus relaciones constitutivas y, consiguientemente, en la reducción de su identidad y riqueza antropológica, es aquello que constituye nuestro problema civilizatorio. Aquello a lo que las tradiciones están con­voca­das y que pueden y deben responder comunalmente.
El conocimiento de las opciones fundamentales que provocan esas carencias, invita a la recuperación y re­crea­ción de las me­jores posibilidades disponibles en función del discerni­miento sociohistórico pre­vio. Por ello, este conocimiento tiene que avanzar realizando una evaluación y relanza­mien­to de las tra­di­ciones culturales que pretenden reconstruir los ele­mentos dis­fun­cio­nales del vi­­­vir y del hacer humano. La búsqueda de alternativas tiene un carácter dialogal. Esta situación permite y exige también un diálogo entre los sa­beres culturales, religiosos y es­pi­rituales de la humanidad.
Juan Antonio Senent
entreParéntesis

jueves, 27 de julio de 2017

VALDIVIA: JÓVENES: TESTIMONIOS: LO QUE HEMOS APRENDIDO DE SAN IGNACIO


LA ESPIRITUALIDAD IGNACIANA EN JOSÉ MIGUEL GODOY




Para mi San Ignacio ha sido un personaje que ha estado dentro de mi vida desde muy pequeño, desde  épocas de pre escolar hasta mi partida en cuarto medio, mi alma mater, el  Colegio San Mateo,  me mostro más que la figura referente de un santo, mostró la imagen de un líder, una persona que estaba dispuesto al servicio y a la entrega total de los más pobres.
Un hombre que no solo cultivo el ferviente amor por Cristo y el servicio, sino también un creador de distintas formas con las cuales se puede alimentar  el espíritu, como Ejercicios Espirituales, o algo más cotidiano y de lo cual trato de practicar más a diario como lo es  una  Pausa ignaciana en donde me detenga a contemplar las gracias del día, las cosas por trabajar y no solo concentrarme en los sucesos negativos de la vida social y estudiantil diaria.
¿Cómo realmente pude hacer carne lo que me enseñaron sobre San Ignacio?
Mediante CVX, con personas  y referente que me enseñaron que se puede vivir una vida corriente sin hacer grandes sacrificios pero si con pequeños gestos que pueden marcar un cambio en el grupo social en que estemos inmersos.

Dentro de este movimiento pude conocer realidades distintas a la que uno está acostumbrado a vivir, a detenerme un momento durante el ajetreo de la vida diaria y contemplar lo que me rodea, a poner en práctica lo que tanto había escuchado…
Ver el concepto de solidaridad no como un concepto de donación, sino como entendimiento y empatía en el otro y  lo que más he hecho mío de esta enseñanza (…) es que se puede manifestar en la acción, en la ayuda, en el trabajo en terreno, en la compañía del hermano que lo necesite y siempre haciéndolo de la mejor forma que pueda.
Eso me da significado y de esa forma en grandes rasgos  ha contribuido san Ignacio en mi vida.- 
José Miguel Godoy E

SAN IGNACIO EN MI VIDA POR CONSTANZA CID VERA



San Ignacio fue una persona que marcó notablemente mi desarrollo espiritual, tomando como base todo lo que él nos dejó partiendo desde las reflexiones más simples hasta los EEEE, influyendo en nuestras vidas de tal forma que somos personas capaces de valorar a otros, el trabajo, la familia y a nosotros mismos como personas dispuestas al servicio de todos.
Es un ejemplo digno de seguir, entender e imitar en el amar y servir. 
Constanza Cid Vera
CVXj VALDIVIA

martes, 25 de julio de 2017

VALPARAÍSO: CELEBRACIÓN DE LA FIESTA DE SAN IGNACIO

La imagen puede contener: texto

Los invitamos a que celebremos este fin de semana a San Ignacio de Loyola, que su ejemplo de peregrinaje constante, de conversión permanente, y profundo amor traducido en grandes y pequeñas obras, nos aliente en nuestro andar tras los pasos de Cristo.

El sábado 29 a las 19.00 hrs tendremos la Eucaristía Comunitaria de la CVX y el Domingo 30 a las 12.00 hrs la Solemne Eucaristía de San Ignacio junto a toda la comunidad ignaciana de Valparaíso.

domingo, 23 de julio de 2017

Encuentros con la Palabra por Hermann Rodríguez sj “... pueden arrancar también el trigo”


Monseñor Alberto Giraldo Jaramillo, Arzobispo emérito de Medellín, recordando el documento de Puebla, a propósito del conflicto que hemos vivido en nuestro país y del cual vamos saliendo poco a poco, decía en una entrevista: “la línea divisoria entre el bien y el mal pasa por el corazón de cada uno. No podemos decir: ustedes son los malos, nosotros los buenos”. Muy fácilmente, en medio de los conflictos humanos, tomamos posición y señalamos a los demás como los malos, sintiéndonos nosotros libres de toda culpa y como voceros de los ‘buenos’. Esto no sólo pasa en el ámbito sociopolítico, sino también en las relaciones cotidianas, corriendo el peligro de pensar que los problemas se solucionan desapareciendo al que piensa diferente. Desde luego, esta es una falacia de la que despertamos tan pronto eliminamos al primer ‘contrario’, porque más nos demoramos en hacerlo, que en surgir uno nuevo, mejorado.
La contradicción está sembrada en el corazón de nuestra propia existencia. Heráclito (ca. 540-480 a.C.), filósofo griego solía decir: “Pólemos, la guerra, es el padre de todas las cosas”. Y también afirmaba: “El camino de subida y de bajada es uno solo y el mismo”, queriendo recoger la percepción que él tenía de la realidad, en la cual están siempre presente los contrarios... Nuestra vida no es muy distinta. También en nosotros viven enfrentados el bien y el mal, y querer negarlo o eliminar totalmente la raíz de lo negativo, es muy arriesgado, porque se puede dañar también lo bueno.
Esto es, precisamente, lo que señala Jesús en la parábola del trigo y la cizaña. Dentro de cada uno de nosotros habitan fuerzas contrarias y vivimos, permanentemente, movidos por lo que san Ignacio de Loyola llama, el Buen Espíritu y el enemigo de natura humana. Por eso es muy importante discernir constantemente las mociones (los movimientos) interiores, que pueden manifestarse como pensamientos, sentimientos o sensaciones que tenemos frente a los acontecimientos cotidianos de nuestra vida.
Podríamos decir que el Reino de los cielos se parece a una madre de familia que le sirve a sus tres hijos un suculento plato de bocachico (pescado de los ríos de Colombia que tiene la característica de tener muchas espinas) para el almuerzo. El primer hijo opta por escarbar un poco el pescado y comerse sólo lo pulpito por miedo a las espinas. El segundo hijo, se come el pescado sin mucho cuidado y se atraganta con las espinas hasta que le tienen que dar un pedazo de yuca o de papa para que no se ahogue. Y el tercero, pacientemente, va masticando con cuidado cada bocado y va sacando a un lado las espinas, hasta que termina de comerse el delicioso bocachico que su mamá le ofreció.
En nuestra vida podemos tener una de estas tres actitudes. O esquivar siempre los obstáculos por miedo a las espinas; o comernos todo sin darnos cuenta de lo que nos puede hacer daño; o, finalmente, saborearla y degustar toda su riqueza, seleccionando bien cada bocado, para quedarnos con lo bueno, con lo nutritivo, con lo que nos alimenta, sin despreciar nada de lo que Dios nos brinda con amor, pero sin tragarnos el veneno y la cizaña que no se pueden eliminar completamente de nuestra vida.
Hermann Rodríguez Osorio, S.J.*
* Sacerdote jesuita, Profesor Asociado de la Facultad de Teología de la Pontificia Universidad Javeriana – Bogotá
Encuentros con la Palabra
RD

lunes, 17 de julio de 2017

Algo para pensar y orar en esta semana


La imagen de la madre

El Guardaparque me informa que, cuando una cebra nace, al principio tropieza con sus patitas, y luego corre alrededor de su madre. Es una forma natural de fortalecer rápidamente esas débiles patitas, para poder arrancar de los que puedan amenazarlo.
Pero luego, exhausto, el recién nacido colapsa y queda de espalda, sólo contemplando a su madre, a veces por horas. Pienso que todo es muy simpático. Pero esto es muy importante: el recién nacido está memorizando el dibujo de la piel de su madre.
¡Imagínalo! Cada cebra de este planeta posee una piel dibujada en forma única. Al memorizarlo, se crea el primer acto de unión, su primera defensa para el caso que perderse en la manada.
Margaret Silf
Espacio Sagrado

viernes, 2 de junio de 2017

Con JORGE COSTADOAT SJ. Conversando sobre el PLURALISMO RELIGIOSO




Una de las preocupaciones de Jorge Costadoat sj, es lo relacionado con el pluralismo religioso y este el tema de nuestra conversación.
"...Chile en materia de pluralismo religioso es más bien un país pobre. Tenemos el cristianismo, un cristianismo que es un catolicismo de cristiandad, que viene en baj, con un protestantismo que entró en los últimos dos siglos y, especialmente, el siglo XX, pero no tenemos budistas, islámicos, hindúes, son muy pocos. Ojalá tuviéramos más, seríamos un país más rico, eso es lo que pienso, porque, además, lo que creo corresponde ahora -y le haría muy bien a los cristianos- es conjugar su cristianismo con otras tradiciones mentales, filosóficas y religiosas. Nos está faltando, nos enriqueceríamos muchísimo más...
También nos da su impresión de lo que ocurre en otras partes de América Latina.
También nos habla de la contribución del Concilio Vaticano II
...desde el punto de vista de la fe cristiana, hay que tener en cuenta que el Vaticano II, en esto hizo una contribución extraordinaria para despejar lo que pueden ser límites o muros entre el cristianismo y el catolicismo y las otras religiones. Por ejemplo, Vaticano II tiene afirmaciones extraordinarias a propósito de la voluntad de Dios, de salvación de todos los seres humanos. Eso es como una constante en el Concilio y, tal vez, yo te diría, a mi juicio, lo más importante de un Concilio que tocó todos los temas, pero en esto es..."
Los invito a ver y escuchar a Jorge Costadoat sj

martes, 30 de mayo de 2017

CVX: ASAMBLEA LATINOAMERICANA. Conversando con Miguel Collado




Entre el 2 y 6 de junio se desarrollará, en Lima, Perú, una Asamblea Latinoamericana, cuyo lema es "Un cuerpo en camino... Pereginando con los ojos puestos en el horizonte del Reino" y que reunirá a los Presidentes y Asistentes Eclesiásticos Nacionales de las Comunidades de Vida Cristiana (CVX) de Latinoamérica.
Para conocer más detalles de lo que ocurrirá en este importante encuentro, conversamos con Miguel Collado, de la comisión organizadora.



CVX. Obispo de Punta Arenas habla del aporte de CVX en la Diócesis



Durante la entrevista que le realizamos al Obispo de la Diócesis de Punta Arenas, Bernardo Bastres sdb, le consultamos su visión de la presencia de la CVX en esta ciudad: "...nos ha ayudado en varias cosas y servicios que les hemos pedido y, últimamente, de manera especial le hemos pedido a la CVX que nos ayude en esto de la Comisión para la Prevención de los Abusos Sexuales..."

Algo para pensar y orar en esta semana. El encuentro con Cristo


El encuentro con Cristo

Encontrarás que Cristo ocupó la mayor parte de su vida sanando, enseñando y acompañando a los que deseaban ser llamados a una vida transcendental. Disfrutaba de todo lo que hacemos: comer, beber, conversar, contar chistes – y obtuvo lo mejor de todo ello, pues estaba totalmente unido al Padre, a través de la oración. Se manifestó disponible a todo tipo de personas – tal como somos llamados a hacerlo. Su corazón tenía una especial acogida para los más desesperados, esos que están dispuestos a perder la vergüenza frente al hambre y necesidades que los agobian. Cristo se revela en un mundo embarazoso, de interacciones cara a cara, con personas en problemas, conflictos, dudas, hambre, sed y dolor.
El encuentro real con Cristo sucede, no cuando estamos todos vestidos con nuestras mejores prendas y mostrando nuestros logros, sino cuando mostramos nuestra débil humanidad. El encuentro con Cristo sucede en nuestro anhelo por un reino que no es de este mundo, el que debemos buscar y para el que debemos trabajar en este mundo, con todas nuestras fuerzas.
Heather King
Espacio Sagrado

sábado, 27 de mayo de 2017

JÓVENES VALDIVIA: CVX: Comunidades hacia una transformación integral con responsabilidad por Nico Iglesias Mills



Porque a los pobres siempre los tendréis con vosotros,
pero a mí no siempre me tendréis (Mt. 26, 11)
Este miércoles 24 de mayo es el hito de inicio de nuestras nuevas comunidades en Valdivia, ciudad de estudiantes y laicos que se han hecho cargo repetidas veces de este espíritu ignaciano que se plasma en nuestro estilo de vida, sin una necesidad constante de sacerdotes o religiosos en la ciudad. Este hito no puede sino llevarme a reflexionar sobre los aires de cambio que trae la iglesia en los últimos años, sobre todo desde que Francisco aparece como un viento esperanzador.
Ya hace 4 años de la toma de mando de nuestro Santo Padre, y ya nos acostumbramos a escucharlo hablar repetidas veces sobre la pobreza y la humanidad. Recuerdo ese día, cuando supimos que era latinoamericano, que pidió que recemos por él, que era jesuita, y no sólo eso, sino que se iba a llamar Francisco.

Hace unos días volví a leer una noticia sobre el Papa donde se había reunido con la Fundación Centesimus Annus, una fundación que se crea en el pontificado del Papa Juan  Pablo II para promover ideas y valores católicos dentro del mundo del liderazgo empresarial ¿Irónico, eh? Pero no menos desafiante en estos tiempos de cambio. El titular de esta noticia hablaba del desempleo y la pobreza  (ver aquí)

Siempre que escucho hablar del desempleo me da la misma sensación que cuando escucho hablar de la deserción escolar. Como si tuvieran un cuerpo, fueran una persona o un monstruo que nos viene a atacar. Como si tuvieran motus propio y motivos para destruir la humanidad. Es como si estos factores hubieran sido humanizados y encarnados (como el mismo Cristo) y nos pudieran hacer daño en persona. Como si tuvieran ojos, boca, manos, cuerpo. ¿Qué olor tendría entonces el desempleo? ¿Qué ropas vestiría? Y para muchos la respuesta es siempre la misma: es el pobre. ¿Y qué imagen hay del pobre? Sucio, feo, mal vestido, depresivo, con hambre, violento. Le ponemos carne y cuerpo al desempleo y a la deserción escolar: una pobreza miserable que ni si quiera sabemos si existe. Y le ponemos nombre porque podemos ponerle nombre, porque tenemos la oportunidad, porque tenemos voz y voto, porque no tenemos que trabajar 14 horas al día, porque podemos estudiar.
Y para muchos, esto es un alivio, porque nos aleja de la responsabilidad de ser personas parte de una humanidad donde todos somos todos, cada uno es uno y todos al mismo tiempo. Poner al desempleo y a la pobreza en un cuerpo, nos aleja de ser responsables de estos.  Oportunidad y responsabilidad se alejan.
Pero, como muchos sociólogos y filósofos han estado insistiendo hace muchos años, Francisco también nos habla de una pobreza integral. No sólo basta con leer esta noticia, sino también podemos encontrarlo en el Laudato SI repetidas veces.
Que podamos decir que el otro es “pobre”, quiere decir que tenemos el poder de decir que hay alguien que es algo, y que, al mismo tiempo es algo-que-yo-no-soyPor ende, el otro se convierte en un objeto, un juguete al que puedo vestir: sucio, feo, mal vestido, depresivo, con hambre, violento. Y yo, en mi comunidad, estoy fuera de eso, protegido: puedo reflexionar sobre él, e incluso, si soy más arriesgado, hacer un apostolado que nos acerque al otro como si fueran un pueblo, una etnia perdida en medio de una selva de cemento.
Nunca pensamos que el desempleo, como la deserción escolar, es una ayuda para entender que el sistema en el que vivimos es el que se desadapta cada vez más y no son “los desempleados”, o “los desertores” los que no están adaptados al mundo. Si estos factores van en aumento, entonces existe algo en la complejidad del sistema que no estamos construyendo bien. Y entonces, mientras el desempleo tiene una cara y ojos (los ojos del pobre) ya nada hacemos por cambiar ese sistema desde mi responsabilidad.
La cita bíblica con la que arrancamos este texto siempre me pareció desesperanzadora y desgarradora, pero hoy entendemos que se trata de esto mismo. Jesús comprendía a “los pobres”, como parte de la humanidad misma, como hijos de Dios igual que Él.
Como CVX, creemos en un estilo de vida integral, sirviendo ahí donde nos llamen. La invitación a las nuevas comunidades (y a las viejas también) es pasar de la famosa responsabilidad social a ser responsables y punto. A hacernos responsables de la desaptabilidad del sistema, de la objetivización del pobre, de lo neutras y herméticas que son nuestras comunidades frente al mundo. Que nos atraviese el desempleo, que nos atraviese la deserción, y más importante aún, que nos atraviese la pobreza como algo de lo que no podemos escapar, de lo que también somos responsables y de lo que es lógico que quiebre todos nuestros esquemas y barreras comunitarias.
Nico Iglesias Mills
CVX Jóvenes en Valdivia

JÓVENES SANTIAGO: Hoy MAR ADENTRO, un espacio de encuentro, oración y discernimiento

La imagen puede contener: texto

Mar Adentro es un espacio abierto de discernimiento y acompañamiento para jóvenes que se encuentran terminando sus estudios y/o en sus primeros años de trabajo. La experiencia busca tratar temáticas propias del momento vital. Para esto se realizan cuatro jornadas durante el año, los sábados en la mañana en CASA CVX (Marìa Luisa Santander 0290), con espacios de oración y testimonios de invitados. 

No hay texto alternativo automático disponible.

La imagen puede contener: una o varias personas, personas sentadas, calzado, tabla, sala de estar e interior

CVX Jóvenes en Santiago

CVX VALPARAÍSO EUCARISTÍA Y CAMPAÑA SOLIDARIA

No hay texto alternativo automático disponible.

En un tiempo en el que se tiende a la individualidad, a creer que sólo lo que yo pienso, lo que yo veo es lo válido, "no imponer a los demás mi forma de pensar", o "pensar un poco en los demás..." es revolucionario. Seamos signo distinto, sin miedo. 

Kairoi (Caminando)
cvx en Valparaíso

jueves, 25 de mayo de 2017

JÓVENES SANTIAGO. NUEVAS PRIORIDADES APOSTÓLICAS



Nos juntamos nuevamente con Juan Cristóbal Cárdenas, Vicepresidente Apostólico de los Jóvenes  en Santiago de Chile, para conocer el resultado del proceso de discernimiento con respecto a las prioridades apostólicas de los Jóvenes por los los próximos tres años. Hubo cambios respecto a las prioridades anteriores, que eran Política, Iglesia y Pobreza, siendo la decisión de la Asamblea , Mujeres, Migración y Ecología.

Los invito a ver y escuchar lo que nos contó Juan Cristóbal .

miércoles, 24 de mayo de 2017

FERNANDO VIDAL EN CHILE. Conversando con él (I)


Tuvimos la posibilidad de conversar con Fernando Vidal durante su presencia en Santiago y en medio de una intensa agenda. Fernando, es Doctor en Sociología, Académico de la Universidad Pontificia Comillas, donde dirige el Instituto Universitario de la Familia. También es Research Proffessor del Boston College: Presidente de RAIS Fundación (Innovación social con las personas sin hogar) y Patrono de la Fundación  FOESSA (Fomento de Estudios Sociales y de Sociología Aplicada). Miembro de la CVX de España.

En esta primera parte de la entrevista conversamos de su ingreso a la CVX, de sus razones para hacerlo y nos deja un mensaje para los cevequianos respecto a lo que podemos aportar  respecto a la familia.

Hablamos de su familia de origen, recordando algo de su infancia, como de su actual familia, de su esposa Paloma y de sus dos hijos.

Recuerda a su madre diciendo que"... ella es una mujer muy sencilla y con el tiempo me he dedicado, profesionalmente, a personas sin hogar, personas sin techo y ésto, principalmente porque ella fregaba en un albergue de personas sin hogar. Entonces, la verdad es que mi madre, espero haber heredado la servicialidad y esto es algo clave y para nuestra familia, es muy importante, entregar todo, entregar nuestro tiempo, entregar lo que somos..."

Los invito a ver y escuchar esta conversación con Fernando Vidal


martes, 23 de mayo de 2017

TAMBORES DE GUERRA por José María Rodríguez Olaizola sj


Una vez más, tambores de guerra. El ruido no lo hacen hoy soldados que marchan para enfrentarse con otros soldados en batallas a campo abierto, sino las bombas escondidas. Inesperadas, imprevistas, desquiciantes. Hoy en Manchester, ayer en Alepo, mañana en El Cairo. Y cuando no son bombas, son coches, o cuchillos, o disparos. Y luego gritos de indignación, el odio volcado en las redes, las palabras que se convierten en vehículo para el conflicto.
Cuando las atrocidades de Auschwitz se convirtieron en paradigma del horror, muchos se conjuraron para no olvidar. No olvidar la sinrazón de la guerra, el sinsentido de la ambición, que termina enfrentando a pueblo contra pueblo, la locura de intentar resolver los conflictos por la fuerza, la cobardía de quien no quiso ver, y la mirada implacable que deshumaniza al otro hasta convertirlo en enemigo y víctima buscada.
Pero el mundo lleva décadas olvidando. Y a medida que el olvido extiende su manto sobre la memoria del siglo XX, gritan más los halcones de la guerra. Aumenta la inversión en defensa de una manera nunca antes vista. Las proclamas de paz y la venta de armas se solapan, quizás aventurando que solo la amenaza puede tener un efecto disuasorio (Nunca tan actual la máxima de Vegecio: Si vis pacem, para bellum (Si quieres la paz, prepárate para la guerra). Pero, ¿no son esas mismas armas incontroladas las que se van a convertir en la mayor amenaza? Y mientras, sus fabricantes siguen haciendo caja.Vemos, aún incrédulos, una nueva escalada nuclear. La única solución ante los peligros parece ser poner más muros, mantener fuera al otro, priorizar la seguridad sobre la libertad si hace falta. La concordia no parece suficiente.
Lentamente los tambores de la violencia redoblan con más fuerza. Los profetas de la paz son arrinconados como quijotes fallidos. Las causas de lo que ocurre son muchas: fanatismos, desigualdad, falta de horizonte y oportunidades, indiferencia, ambición… Hoy, más que nunca, hay que recordar a dónde conduce la guerra. Hay que recordar los "nunca más" de 1945. Y redoblar la lucha por lo justo. Hoy, como siempre, la bienaventuranza se convierte en imperativo. Bienaventurados los que trabajan por la paz. Con palabras, con gestos, con estudio, buscando alternativas… como sepamos. Que no añadamos a este mundo más sufrimiento innecesario.
José María Rodríguez Olaizola sj
pastoralsj

Algo para pensar y orar en esta semana. La forma de orar


La forma de orar


Hablar de “ganadores” y “guerreros” en relación a la oración, es para mí, contradictorio. Cristo nos dijo que debíamos estar dispuestos a colocarnos en el último lugar, y para mí eso no es una materia de voluntad, sino que reconocer que estoy ahí como única opción. No soy un guerrero de la oración, y ninguna clase de guerrero. Soy solamente un ser humano común y corriente, lleno de faltas, aterrorizado de no ser amado, temeroso de morir solo, y rodeado por personas que nunca actúan como me gustaría que lo hicieran.

Y que también desea ser compasivo, y contribuir – incluso servir a los demás.
La oración es como escribir. Lo hacemos, o no lo hacemos. Hablar sobre escribir, leer libros sobre escribir, hablar con aquellos que escriben, no es escribir; y tampoco será orar.
Claramente, no vamos a hacer otras cosas mientras oramos. Claramente vamos a apagar la televisión, separarnos del computador y guardar el celular. Me gusta encender una vela y una rama de incienso, un pequeño ritual para señalar que estoy por entrar en un tiempo y lugar consagrado. Vivo en un pequeño departamento de un solo dormitorio, en el cual mi espacio consagrado es mi Silla Verde. Tú sabrás cómo encontrar el tuyo.
Entonces, la mejor forma que conozco es la siguiente: sólo siéntate y habla con Dios, o abre tu corazón a Él, o habla sobre lo que sientes es urgente o natural, algo que no podrías dejar de decirlo, aunque lo quisieras.
El amor es así.
Heather King
Espacio Sagrado

viernes, 19 de mayo de 2017

JÓVENES SANTIAGO. Imágenes de la Asamblea Extraordinaria por Plan Apostólico, el sábado 13 de mayo pasado



















CVX: Conversando con Juan Cristóbal Cárdenas, de Jóvenes Santiago



El pasado 13 de mayo, fuimos a la Casa CVX para captar algunas imágenes de la Asamblea Extraordinaria de los Jóvenes de Santiago, donde el tema central era el Plan Apostólico, el que define prioridades de acción apostólica para los próximos tres años
Aprovechamos, también, de conversar con Juan Cristóbal Cárdenas, Vice Presidente Apostólico de los Jóvenes de Santiago, quien entrega antecedentes  de esta Asamblea.
Juan cristóbal está en la CVX desde los secundarios y nos da su impresión de cómo ha visto a la CVX en estos años

jueves, 18 de mayo de 2017

La ballena azul por Dani Cuesta, sj



Quizás hayas oído hablar de este mal llamado “juego”. Inspirándose en la metáfora de la ballena azul (un cetáceo que llegado el momento puede llegar a suicidarse lanzándose contra la costa) Philipp Budeikin, un joven ruso (que actualmente se encuentra en prisión) ha creado una dinámica infernal para los usuarios de internet. Se trata de un conjunto de cincuenta pruebas que deben realizarse en el mismo número de días. Incluye llamadas nocturnas, mensajes, marcas y heridas en la piel y todo tipo de prácticas temerarias que deben culminar con el suicidio del joven participante. Su objetivo, según su creador: mejorar la humanidad, a la manera de los peores regímenes autoritarios. Es decir, eliminando a los sujetos más débiles y más “tontos”, que son en definitiva los susceptibles de caer en esta trampa mortal de la era digital. 
Lo cierto es que asusta pensar que pueda existir gente dispuesta a crear y a colaborar en una dinámica tan terrible como ésta. Pero quizá aterroriza todavía más el hecho de que son muchos los jóvenes –se habla de Rusia, Brasil y Chile como los lugares donde ha tenido más extensión hasta el momento- que han caído ya en esta ratonera, llegando incluso a perder su propia vida. 
Y ante estas dos realidades, te preguntas: ¿qué tipo de sociedad hemos creado, en la que la cultura de la muerte, la lucha de los más fuertes y la voracidad son capaces de poder con la vida?, ¿no tenemos nada mejor que ofrecer a nuestros jóvenes más vulnerables para que no caigan en estos engaños?, ¿no sabemos acompañar a las generaciones del futuro?, ¿no somos capaces de transmitirles unos valores más humanos, optimistas e integradores? 
Ciertamente este tipo de dinámicas asustan, y ante ellas, cada vez pienso con mayor agradecimiento el privilegio que constituye la fe. Porque el cristianismo auténtico (no el desdibujado, caricaturizado o descafeinado) nos presenta una mirada de vida y no de muerte. Nos habla del amor incondicional de un Dios dispuesto a dar la vida por la humanidad. Y esto hace que todos (incluyendo por supuesto a los más débiles, pobres e insignificantes), tengamos un hueco, un papel y una misión en este mundo. 
Ojalá que quienes ponen su desesperación o falta de sentido en manos de esa misteriosa ballena azul, pudieran encontrar en Jesús, que pasó por el mundo dando motivos a los más excluidos, un motivo de esperanza y de lucha. No sólo para resistir, sino más bien para darse cuenta de que, en este mundo, nadie sobra, puesto que todos tenemos un gran papel, que es el que Dios ha querido darnos. 
Dani Cuesta sj.
pastoralsj

miércoles, 17 de mayo de 2017

CVX: Conversando con Jessica Riquelme de Valparaíso





Nos encontramos con Jessica, que es la actual Presidenta de la CVX en Valparaíso, quien nos cuenta las últimas  noticias, destacando el ingreso en la etapa de Jóvenes, de 20 personas que han constituido 2 precomunidades. Nos da a conocer, además,  información de otras actividades que esperan desarrollar en el transcurso de este año


martes, 16 de mayo de 2017

Algo para pensar y orar en esta semana. La participación


La participación

En pocas palabras, debemos practicar para cuando no estemos solos. Somos llamados a participar. Si tratamos de alejarnos a un lugar donde sólo estará Jesús y nosotros, o nosotros y Jesús, estaremos en problemas.
La participación es la esencia de la espiritualidad verdadera: en particular, la participación que no es bajo nuestras especificaciones, y que es con personas que no elegimos.
Esto significa que somos llamados para abrir nuestros corazones a todo el mundo, a dar la bienvenida a todos, a estar disponibles para todos – siempre y cuando ellos lo deseen.
Eso es parte de nuestra vocación de amor – y no es para los timoratos.
Heather King
Espacio Sagrado