martes, 6 de diciembre de 2016

Algo para pensar y orar en esta semana. La valentía de María



A menudo he pensado en el ángel visitando a María. Nuestras fiestas, canciones e íconos celebran la Anunciación. Pero nunca he pensado en el momento cuando el ángel se retiró. Sólo puedo imaginar algo como lo que experimentó la escritora Annie Dillard, cuando contempló lo que ella se imaginó era un campo lleno de ángeles. “Me quedé de una pieza” nos relata, “asustada porque no me podía mover. Algo había trastornado el mundo.” Más adelante ella describe el grave e impactante silencio, el “verde insoportable” y los campos “paralizados, sacudidos por Dios.” La gente siempre comenta la valentía del Sí de María. Nunca comprendí este comentario. ¿Alguien le diría No a un ángel? Pero lo que parece increíblemente valiente es la imagen de María, enfrentando ese día paralizado y sacudido por Dios, y contemplando al ángel que se alejaba.
Amy Andrews
Espacio Sagrado